Controlando la cantidad de calorías y haciendo ejercicio, se puede adelgazar incluso comiendo en McDonalds.

Marta Rey

Marta Rey

- Blogger Salud de IMEO
- Blogger especializada en Salud de IMEO

McDonaldsUn profesor de la universidad de Iowa, realizó un experimento con un grupo de alumnos y estuvo tres meses comiendo únicamente comida de McDonalds tras los cuales, adelgazó 16 kilos.

Durante esos tres meses, consumió todos los productos que están en la carta de esa conocida cadena de hamburgueserías y no solo bajó de peso, sino que además redujo su nivel de colesterol.

Este experimento contrasta con el realizado por Morgan Spurlok, que es el protagonista de la película “Super size me” que engordó y registró una peligrosa subida en sus niveles de triglicéridos.

¿En dónde está la diferencia?

Profesor-CisnaEl profesor Cisna de la universidad de Iowa siguió los consejos que dan los folletos de McDonalds para realizar una dieta equilibrada. Que hablan de la cantidad de calorías necesarias y que además es aconsejable realizar ejercicio físico.

«Yo comía Big Macs, los cuartos de libra con queso, helados y conos. El dueño de la franquicia local estaba tan interesado en cómo resultaría el experimento que estuvo de acuerdo en proporcionarme gratis los alimentos durante 90 días», señaló.

Lo más importante es que además de la comida, hacía todos los días una rutina de ejercicios como parte de la recomendación de McDonalds para permanecer saludable. Esa rutina de ejercicios se basaba principalmente en  caminar a buen ritmo 45 minutos diarios.

Estuvo realizando una exhaustiva documentación de las calorías que tomaba a diario y también del peso que iba perdiendo. Al finalizar los tres meses, Cisna se encontró con que había perdido 16 kilos sus niveles de colesterol disminuyeron a valores normales.

Las recomendaciones de la OMS (Organización Mundial de la Salud) establecen un aporte calórico de 2000 a 2500 kcal/día para un varón adulto y de 1500 a 1700 kcal/día para las mujeres.

Hay que tener en cuenta que estas necesidades disminuyen a medida que nos hacemos mayores y que por ejemplo un hombre de 65 años de constitución media necesitará 1900 – 2100 kcal/día mientras que una mujer de 65 años también de constitución media necesitará unas 1500  – 1700 kcal/día.

La verdadera clave de todo esto, está en que para adelgazar, lo verdaderamente importante, es gastar más de lo que se consume. Es decir, el ejercicio es la clave más importante para consumir más de lo que comemos, ya que si llevamos una vida totalmente sedentaria, el gasto calórico que realizamos es tan pequeño, que para poder adelgazar, prácticamente hay que morirse de hambre.

Caminar todos los días 45 minutos está al alcance de cualquiera que esté sano y no tenga dolores, es decir, de la mayoría de la población. A la mayoría le da pereza pensar en el ejercicio como algo que nos hace sudar y cansarnos, pero salir a dar un largo paseo a buen ritmo, nos puede ayudar a consumir más calorías y de esta forma, perder peso.

Por otro lado, los estudios recientes apuntan a que es muy importante seleccionar las procedencia de las calorías que tomamos para que no nos falte ningún nutriente y que no pasemos hambre. También es muy importante tener en cuenta que hay periodos del día en que es más aconsejable consumir preferiblemente un determinado grupo de alimentos si lo que buscamos es perder peso, pero la clave más importante es consumir más calorías de las que ingerimos.

1.297 Visualizaciones desde Febrero 2018. -

About the Author

Marta Rey
- Blogger especializada en Salud de IMEO

Be the first to comment on "Controlando la cantidad de calorías y haciendo ejercicio, se puede adelgazar incluso comiendo en McDonalds."

Deja un comentario.

Si quieres información sobre cualquiera de nuestros tratamientos para perder peso, puedes pedir información sin compromiso rellenando este formulario de contacto y aprovecha las excelentes posibilidades de financiación que ofrecemos. También puedes contactar con nosotros en el 91.737.70.70 o en consultas@imeo.es