Obesógenos, productos químicos que nos hacen engordar

Marta Rey

Marta Rey

- Blogger Salud de IMEO
- Blogger especializada en Salud de IMEO

¿Sabías que hay cobesogenos-obesidadiertos compuestos químicos en envases alimentarios que favorecen la producción de adipocitos?, se llaman obesógenos y podrían ser una de las causas de la creciente epidemia de obesidad.

La obesidad y el sobrespeso están creciendo de forma alarmante en todo el mundo. Hasta ahora, se estaba culpando al aumento de la ingesta calórica y al estilo de vida sedentario que generalmente está implantado en nuestra sociedad que realmente influyen, pero que no pueden ser las únicas causas de esta creciente epidemia.

Los investigadores se dieron cuenta de que las mascotas domésticas, aún siendo alimentadas con piensos, cada vez están más gordas y lo mismo ocurre con los animales de laboratorio. En Estados Unidos, se ha constatado que el 50% de las mascotas sufren sobrepeso, y esto también afecta a los animales de los zoológicos y los animales de laboratorio.

En 2010 un grupo de científicos de varios países publicó un estudio en la revista Proceedings of The Royal Society en el que se analizaba la evolución de ciertas poblaciones de animales que vivían bajo la influencia de los humanos y todas ellas habían engordado. Los chimpancés, que es la especie que más se aproxima a los humanos genéticamente, habían aumentado de peso entre un 33,2% y un 37,2€ en un periodo comprendido entre 1985 y 2005. Una explicación a este incremento de peso, podría ser que comían más y realizaban menos ejercicio, pero los investigadores aseguran que el grupo de animales investigado, vivían en un ambiente muy controlado, con una dieta constante y hábitos de vida inalterables, y entonces ¿a qué se debía el aumento de peso?… se consideró que además de la dieta y el estilo de vida, debía haber otros factores determinantes en el aumento de peso afectando de igual forma a animales y a humanos. Fue entonces, cuando se consideró la teoría de los obesógenos.

Teoría de los obesógenos

La teoría de los obesógenos considera que hay ciertas sustancias en los envases alimenticios que son los responsables de la estimulación y proliferación en el organismo de las células grasas llamadas adipocitos y que como en la sociedad actual, muchos alimentos están envasados, todos estamos expuestos a ellos.

Esto explicaría por qué tanto los humanos como los animales domésticos están cada vez más gordos, ya que la exposición a estos compuestos es constante.

La científica Paula Baille-Hamilton, profesora de la Universidad de Stirling en Escocia y que es especialista en toxicología y metabolismo humano, en el año 2002 realizó una polémica investigación para la revista Journal of Alternative and Complementary Medicine, en la que se constató que existe una relación causal entre el aumento de agentes químicos ambientales y el aumento de la obesidad en la población.

¿Cómo nos afectan los obesógenos?

Alteración de los sensores metabólicos. Ante la presencia de estos obesógenos, los receptores metabólicos se bloquean o alteran los receptores hormonales como por ejemplo, la hormona del hambre que puede hacer que tengamos más hambre de la cuenta y por lo tanto comamos más.

Desregulación de la fabricación de las hormonas sexuales. Debido a las alteraciones en la síntesis de esteroides sexuales, se produce un cambio en el equilibrio de los lípidos en el organismo.

Modificación del balance energético que alteraría el equilibrio entre hambre y saciedad a nivel cerebral.

¿Cuáles son estos obesógenos?

Bisfenol-A: se encuentra en los plásticos y en las latas de conserva y se les considera responsables de la obesidad y el cáncer. Aún están bajo investigación, pero por ejemplo este compuesto ya se ha retirado de los biberones y de los envases y utensilios que se utilizan para alimentar a los bebés en toda Europa.

Ftalatos: también se encuentran en muchos plásticos, y se asocian con la obesidad abdominal y malformaciones genitales en los obesogenos-bisfenolAniños. Están presentes en muchos envases de alimentos, juguetes, productos farmacéuticos, productos de belleza, pinturas… Estos productos se pulverizan y se disuelven muy fácilmente haciendo que los alimentos e incluso el suministro de agua esté contaminado.

Organotinas: son productos químicos utilizados en la agricultura como fungicidas y se vinculan al aumento de peso y precursor del hígado graso en ratas de laboratorio.

Ácido perfluorooctanoico (PFOA): es un compuesto que se encuentra en varios utensilios de cocina como el teflón presente en las sartenes antiadherentes, ropas impermeables, palomitas de microondas, cajas para pizza y envases de comida preparada. Se asocia a varias enfermedades en humanos como son trastornos de tiroides, bajo peso al nacer o enfermedad renal crónica entre otros.

¿Cómo podemos evitar los obesógenos?

Es bastante complicado aislarse de estos obesógenos ya que están prácticamente en todas partes, pero existen algunas cosas que podemos hacer para minimizar de alguna forma su acción en nuestro organismo.

Come productos orgánicos: intenta encontrar este tipo de productos en el supermercado ya que están más libres de este tipo de compuestos ya que han sido cultivados de forma natural ya que no se usan pesticidas ni químicos en su producción.

Reduce al máximo la ingesta de carnes: debido a que los animales destinados al consumo humano son alimentados con piensos que vienen en envases plásticos, la carne en general también está contaminada con obesógenos.

Evita bebidas que vengan en envases plásticos: las botellas de plástico suelen tener un alto contenido en bisfenol, por lo que los refrescos, agua embotellada, zumos, etc que vengan en estos envases, son peligrosos si se consumen grandes cantidades.

También es recomendable evitar darle agua embotellada a los bebés y procurar usar para ellos recipientes de cristal.

En vez de sartenes con teflón, procura usar otras de cobertura cerámica o de hierro fundido que no contienen obesógenos.

Utiliza cosméticos naturales libres de ftalatos.

 

Si quieres información sobre cualquiera de nuestros tratamientos para perder peso, puedes pedir información sin compromiso rellenando este formulario de contacto y aprovecha las excelentes posibilidades de financiación que ofrecemos. También puedes contactar con nosotros en el 91.737.70.70 o en consultas@imeo.es

2.544 Visualizaciones desde Febrero 2018. -

About the Author

Marta Rey
- Blogger especializada en Salud de IMEO

Be the first to comment on "Obesógenos, productos químicos que nos hacen engordar"

Deja un comentario.

Si quieres información sobre cualquiera de nuestros tratamientos para perder peso, puedes pedir información sin compromiso rellenando este formulario de contacto y aprovecha las excelentes posibilidades de financiación que ofrecemos. También puedes contactar con nosotros en el 91.737.70.70 o en consultas@imeo.es